Cómo usarlos: zarcillos según la forma de tu rostro

Los zarcillos o aretes son accesorios importantes para complementar el outfit de una mujer. Ten en cuenta que ellos dan un toque al atuendo y depende de su tamaño destacarán más o menos en él. Los hay largos, cortos, grandes y pequeños en infinidad de diseños. Aunque en el principio de la historia eran usados por hombres, hoy son artículos distintivos de las mujeres. Acá te enseñamos un poco sobre los tipos de zarcillos según la forma de tu rostro.

Tipos de zarcillos según la forma de tu rostro

Redondo

Para este tipo de rostro, lo mejor es evitar a toda costa los aretes redondos o circulares. Recuerda busca aretes opuestos a la forma de tu rostro. Más bien opta por zarcillos alargados, triangulares, ovalados, rectangulares e inclusive un tanto pequeños. Igualmente, no uses aretes grandes que no cuelguen ya que haría ver tu rostro es mucho más redondo.

Tipos de zarcillos según la forma de tu rostro

Alargado

Al tener un rostro como el rectangular o alargado puedes optar por casi cualquier tipo de diseños. Sin embargo, debes alejarte de los aretes largos. En cuanto a formas y diseños bien puedes usar  ovalados, redondos, argollas, aretes pequeños y demás.

Tipos de zarcillos según la forma de tu rostro

Ovalado

Siéntete  afortunada si tienes este tipo de rostro ya que por lo general cualquier tipo de zarcillo te quedarán muy bien. En cuanto a formas bien puedes escoger largos, triangulares, de tamaño pequeño y demás tú eliges.

Tipos de zarcillos según la forma de tu rostro

 Triángulo

Por lo general este tipo de rostro le queda muy bien diferentes tipos de aretes. Es aconsejable que optes por zarcillos con forma ovalada, circulares, pequeños cualquiera que imprima tu personalidad. Sin embargo, no olvides de tomar en cuenta el tamaño de tu rostro al utilizar aretes demasiados grandes.

Tipos de zarcillos según la forma de tu rostro

Cuadrado

Al tener un rostro tan marcado y fuerte como este, los aretes para tu tipo de rostro serían los de forma ovalado, alargados e inclusive aretes pequeños. Ten en cuenta que debes evitar los aretes demasiado grandes y mucho más si no cuelgan. Si te gustan las argollas, adelante. Además, si usas aretes pegado a tu oreja solo cerciórate que no sean demasiados grandes.

Comentarios de facebook